El Museo de Zamora.

Dos piezas aparecidas en el campamento romano de Rosinos de Vidriales, un ara de reducidas dimensiones dedicada a Némesis y un exvoto de mármol con sandalias dibujadas cierran, nuestro "rincón divino", conjunto del museo al que desde hace unas semanas estamos dedicando nuestra atención.

En el pequeño altar de granito Reburro tributa un voto a la diosa Némesis, divinidad de origen griego con la que puede relacionarse también la placa de mármol, con dos pares de sandalias dibujadas en sentido contrapuesto, que se ha interpretado como una ofrenda votiva, ya para obtener el amparo de los dioses, ya para darles gracias por los favores recibidos, como un supuesto viaje "de ida y vuelta". No es de extrañar que tal exvoto y el ofrecido por Reburro a Némesis en nuestra pequeña ara aparecieran en el campamento de Rosinos de Vidriales, yacimiento que se ha identificado con el núcleo de Petavonium, ya que entre el ejército estaba difundido, hacia mediados del siglo II de nuestra era, el culto a esa divinidad de origen griego, culto de carácter mágico y propiciatorio al que se vinculan, a veces, exvotos con huellas como el referido. A pesar de todo, tampoco sabemos si Reburro, personaje con un nombre indígena, sería soldado... o si la diosa Némesis pasó a ser venerada también por el resto de la población hispanorromana que vivía en la ciudad nacida de aquel antiguo campamento militar.

Está pasando ahora

Fechas

Del 7 mayo al 29 mayo de 2020

Enlace

Dirección

Museo de Zamora - Plaza Santa Lucía, 2. Municipio de Zamora. 49002 Zamora.